Como peloteros somos buenos runners

Seamos honestos… denominar futbolistas, a un grupúsculo de corredores, que se les ocurrió alquilar una cancha de césped sintético, sería y será un abuso. La historia cuenta y no contará [caídas en falso, fouls simulados, bloopers, etecé, etecé] que el team Xplora organizó una pichanga de F7, léase fútbol siete, entre todos los miembros de sus distintas sedes. La convocatoria generó tal expectativa, que a este humilde escribidor lo animó a vestirse de corto después de tres años, mismo tiempo el cual corro y decidí cuidar las piernas, de la vehemencia de mis ex compañeros de fulbito y FULLvaso.

Desempolvé la gloriosa camiseta nacional, últimamente destacada a labores de limpieza doméstica, y me dije: ¿pero aquí falta algo? Y así fue, en mi modesta zapatera había… zapatillas de asfalto, de montaña, para funcionales, que me las gané y nunca he usado, sin embargo, no encontraba ni en el depósito de cachivaches, unos benditos chimpunes. ¿Comprar unas zapatillas de fúlbito para usarlas una sola vez cada año? ¡Imposible! Es entonces, que recuerdas viejos amigos, que disfrutaban contigo el mandarse al carajo públicamente y ahogar sus rencillas en un vaso de cerveza. Pero también surge otro problema, soy el único larguirucho de mi ex equipo, ahora pe, buscar calzado talla 44.

¡Alo! Cholito, cómo te va, disculpa que te moleste por estos menesteres, me podrías prestar tus zapatillas para pegarle a la pelotita.

Porque mejor no le prestas las zapatillas a Forrest Gump y te vas bien lejos.

De este diálogo hubo trece de este tipo, uno de  más grueso calibre que otro, hasta que un alma desinteresada y caritativa se apiado de mí… claro que sí mi broder, sólo no menciones mi nombre, no vaya ser que me pegues el pie de atleta y me echas ante el equipo… PLOP!

Resuelto el problema, me asaltó una duda mayor, ¿y el papelón? Yo nunca fui un crack, menos talentoso, pero si dejaba la piel en cada partido, ¿bastará?  Nunca se sabe de las habilidades ocultas de un RUNMATE o su pasado pelotero, solución, me pongo de arquero.

Es jueves 8pm, la Diez de Surquillo, esta abarrotada de runners, dispuestos a inflar las redes, se forman tres equipos y una barra de entusiastas alientan a sus sedes. Diez minutos o dos goles, lo que suceda primero, confieso que me tocó el equipo más malo, pero con más cojones. Ganamos dos partidos seguidos y con eso nos fuimos contentos y lo mejor de todo es que no tapé en ningún encuentro, descubrí que muchos pensaron como yo  y quién soy yo para convencerlos de lo contrario, total, la pasamos de la RUTAMARE.

Peter Eme Trujillo

11140330_421779478002819_7979332798191943430_nFacebook: Peter M Trujillo

Fan Page: Pace & Love

Twitter: @PeterMTrujillo

Comentarios

comments

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *